Pinacoteca

lunes, enero 30, 2006

Ave Fénix


Sentada en una ventana, veo pasar la gente que en algún momento poblaron mi pasado. Gente que fue importante en mi vida…una ex-jefa, un chico que me gustó hace muchos años atrás, cuando yo era sólo una adolescente y él quería tragar el mundo por la boca. Desde la ventana, vi como tomaban café, leían libros, pululaban de un lado a otro, como si fuese invisible, como si la ventana por la que yo miraba no existiera.

Entonces, se posó en la ventana alguien que está en mi vida actual, alguien que no es tan importante pero me conoce en esta nueva encarnación. Sí, porque de seguro, los de mi pasado, sólo recuerdan la que fui entonces. Posiblemente, no les interese conocer quien soy hoy, saber de la persona en la que me he convertido, cómo surgí de las cenizas.

¿Tendremos más de una encarnación en la misma vida, más de una forma de ser, que nos hace distintos e invisibles a los que una vez nos conocieron?

11 comment(s):

Iva: Ese relato me ubica justo en tu ventana. Extraña cirucunstancia. Pero ahí me encuentro. Los cuerpos pululan el plano terranal; las almas lo miran todo desde lo infinito y eterno. Y se encuentran y se mezclan pero no se entrelazan. Tan interesante que es vivirlo todo desde la eternidad.

By Blogger Quirón, at 30 enero, 2006 15:44  

Quirón-
La eternidad me parece demasiado tiempo. ¿Tú y yo nos hemos encontrado en otras encarnaciones?

By Blogger Iva, at 30 enero, 2006 22:49  

La eternidad es todo el tiempo. Sobre encuentros en otras encarnaciones... tal vez.

By Blogger Quirón, at 31 enero, 2006 08:10  

Muy bueno Iva! A mi me pasa que acabo de conocer a una persona y hablamos como si fueramos amistades de toda la vida. O a veces al mirar a los ojos de otro encuentro una familiaridad. Es magia.

By Blogger Madam, at 31 enero, 2006 09:10  

madam-
eso también me ha pasado, mucho. siempre es una grata sorpresa, en mi opinión.

By Blogger Iva, at 31 enero, 2006 10:30  

Me identifiqué bastante con este escrito. Siento que en dos años he cambiado de una forma drástica. Ahora me encuentro con amistades que no compartieron esos procesos. Es muy duro. Creo que a estas alturas he muerto y renacido muchas veces. Lo que me pregunto es ¿cómo dar constancia de todos esos cambios? ¿Se ven en mi rostro, en las manos, en mis ojos? Es algo que he reflexionado mucho.
Dicho sea de paso, te mandé un correo.
Muchas gracias!

By Blogger no apta para la humanidad, at 31 enero, 2006 16:47  

HOOO eso me pasa ami solo hay que estar atentos las lamas se reconocen de otras vidas y esa sensacion de familiaridad, de 'caerse bien' es tan real. Ami no me caben dudas que he conocidoa a muchos mas de una vez...

By Blogger Goddess, at 31 enero, 2006 17:54  

A mi me ha pasado lo mismo cuando trato de pensar en las personas que algun momento fueron parte de mi pasado, las veo ahora y las noto tan distintas, aunque haya pasado juntos a ellos, buenos años de mi vida, ahora no reconozco quienes son. Sera que mori y volvi a nacer, bueno preguntas que realmente no se si tengan contestacion. Buen pensamiento.

By Blogger MaReS, at 31 enero, 2006 18:21  

Hola!
Te refieres a lo que yo llamo un "makeover del alma", el reto más difícil que enfrente un ser humano. Sí es posible, es un despertar al autoconocimiento y exteriorizar quien de veras habita tu interior. No importa que los "dormidos", atemorizados ante la lucha que requiere tal metamorfosis, no lo noten ( de hecho no lo notarán, o lo criticarán en todo caso).
Ya se verá y lo importante es lo que hemos logrado. :)

By Blogger Ana, at 02 febrero, 2006 12:26  

Exquisito escrito, muy buena reflexión. Las personas que me crié en mi juventud no me llaman, mas siempre los llamo. Quiero enseñarles, pero no aprenden. ?Por qué será? Los dos amigos de confianza que tengo, me los encontré en un espacio y en un momento cualquiera. Qué ironía.

By Blogger neftalicruznegron, at 02 febrero, 2006 20:22  

Ya leí tu relato. Yo también siento que se vive y muere todos los días. Modificamos quizás sólo para recibir a la gente nueva, porque muchas veces la gente de nuestro pasado se atreven a sentenciarnos al olvido...porque nos creen incapaces de crecer.

Atte,
Ketshándrivel

By Blogger Ketshándrivel, at 04 febrero, 2006 16:34  

Post a comment

<< Home